El escalofrío de ser Libres

Los Muertevideanos.

El escalofrío de ser Libres
Por: Darío Valle Risoto

Aquel verano me corrió un frío por la espalda desde la cintura por toda la espina dorsal hasta mi cuello, erizándome los pelillos de la nuca, a eso los españoles le llaman: Repelús, si mal no recuerdo.

Es que “me calló la ficha” como decimos por Uruguay cuando no se que pensamientos uní en mi cabeza para reparar en que andaba huérfano por la vida, mis padres habían muerto con casi trece años de diferencia entre ellos y también dos personas fundamentales como mis amigos Eduardo y Juan.
Me sentí huérfano por primera vez, pocos años luego murió mi primo Sergio y al contarle esto mismo, cierto conocido me dijo que no quería ser mi amigo porque era yeta.

Pero lo años no vienen solos y van pasando los cumpleaños de quince y las fiestas para darle lugar a las ausencias…

Ver la entrada original 474 palabras más

Frases condenadas al olvido absoluto

kitty_by_zhangzongzheng-d5kuvog

Tengo ganas de agujerear la colcha que cubre el consuelo para darle abrazos de alas libres a ese enano seductor y anarquista que duerme la siesta aburrido de tanta hojarasca jactanciosa, libres los libros vuelan dándole páginas de sabiduría a los vientos pero nadie escucha.
Darío Valle Risoto.

Perdí mi última novia jugando a la payana, el almacenero no me dio yapa ni fiado ni me envolvió en papel de astraza el corazón destrozado que le quise cambiar por figuritas para el album “goles y dobles”. Me colé en un Leyland por la puerta de atrás y el gallego me dijo buletus cuando me pude tirar cerca del tranway que me guiñaba un ojo cómplice y solo. Fue un domingo en que en el biografo daban una película de Kirk Douglas y en la panadería Lavalleja una vecinita me dijo que yo le gustaba mientras me pisaba los pamperos de peñarol para quedar a mi altura, me cagué de miedo y me volví a casa pensando en las varias décadas de recuerdos que guardaría para hoy…antes de dormir me comí un zabala y miramos con mi padre “Sombras tenebrosas” por el 12.
No le conté a mi vieja que la maestra Panchita me tiró del pelo por no cantar el himno.

Darío Valle Risoto.

El otro día encontré un pantalón sanforizado trepado a mi ventana y con gesto severo me dijo: Flaco: si no le das de comer pronto a tu entrepierna vas a explotar como un náufrago en un castillo de chocolate. 

Darío Valle Risoto

Su belleza me asombraba, me provocaba la sensación absoluta de creer que por alguna remota oportunidad mágica y jactanciosa del ser, podría conquistarla y no supe en ese momento que ella solo era el producto vivo de todo lo que nunca podré tener aunque lo sueñe.

Darío Valle Risoto

Los Escudos de Superman

believeinsuperman.blogspot (8)

La Evolución de un Icono

Por: Darío Valle Risoto

0035A lo largo de casi ochenta años Superman ha sido un super héroe emblemático para quienes seguíamos sus aventuras desde las recordadas revistas de editorial Novaro a la fecha, pero su clásica “Ese” en el pecho ha sufrido cambios sutiles pero cambios al fin y también se ha jugado con su significado desde el más común de “Super” a que es el escudo de la “Casa de El” su familia Kryptoniana y hasta la patética idea de que significa “Esperanza” de la última película: “Man of Steel”

believeinsuperman.blogspot (6) believeinsuperman.blogspot (7) believeinsuperman.blogspot (5) believeinsuperman.blogspot (3) believeinsuperman.blogspot (15) believeinsuperman.blogspot (00)