Cuentos de Robots I Parte: 12

Cuentos de Robots
Parte 12: Tiempos difíciles para los bioandroides

Por: Darío Valle Risoto
    Un mes después de las primeras noticias sobre los bio androides fabricados en Japón, la comunidad de naciones le prohibió la exportación de sus humanoides fuera de las islas, se suscitaron severas controversias entre los políticos de las naciones más poderosas y con el solo voto en contra de la India y Argentina fueron prohibidos estos modelos para el resto del mundo no así los robots convencionales que se exportaban en un 45 % solamente desde Japón.
    La obligación de registrar a cada uno de los que antes de la orden se habían vendido al mundo fue inminente, sobretodo luego de que los Japoneses se negaron a brindar datos de cantidad de modelos, características y a que países habían sido vendidos. Curiosamente los datos registrados de envíos por Federal Express y otras compañías se habían borrado totalmente lo que dejó a los diferentes gobiernos obligados a investigar cada uno a su manera sobre la existencia dentro de sus fronteras.
__“Hasta el 30 de Mayo tienen tiempo de registrar a sus modelos Bio Cibernéticos, luego de esa fecha se considerará delito poseer un modelo sin registro y la pena será pagada con tres años de prisión”

    Tomiko me miró inexpresiva, creo que ambos sabíamos que si yo la entregaba la iban a desarmar…
__Lo siento.
__ ¿Me vas a entregar?
    La miré, inmediatamente me sentí insultado por la forma en que esa idea absurda allá aflorado en su cerebro tecnológico.
__Si te entrego no solo sería un tipo abominable, un traidor, sino que luego no podría vivir con la idea de que te maten.
__Gracias. __Me dijo con un gesto adorable.
__ ¿Por qué?
__Por no decir que me van a desensamblar o desarmar, algo por el estilo, el que me consideres con vida es un honor tan grande como el de vivir a tu lado.
    No me quedó otra alternativa más bella que caminar al otro lado de la mesa donde desayunábamos y abrazarla hasta sentir su leve calor.
__Si me descubren tendrás problemas, creo que debería entregarme sola, puedo borrar mi memoria del tiempo contigo para no involucrarte.
__ ¿Y la mía?, ¿La puedes borrar? __Le pregunté realmente ofendido con la sola idea de que ella apague un chip y borre nuestro intenso amor, me importaba una verdadera mierda que fuera una chica artificial que compré, para mí estaba más viva que cualquier mujer que haya conocido o por conocer en mi vida.

Item 10: Es posible por voluntad del objeto o por la orden de su amo principal que se borren todos los registros de imágenes y voz que forman sus recuerdos para siempre, es importante recordar que esta acción es irreversible.

    En ese momento en la dirección del Gobierno de Ciudad central, el subjefe de policía convocaba a una urgente conferencia de prensa, casi inmediatamente me di cuenta que mi vida cambiaba para siempre.
    Las tropas gubernamentales comenzaron a registrar casa por casa y puerta por puerta, bajo la enérgica protesta de Tomiko me compré un arma en el mercado negro, era una Balkk 378 de rayos expansivos. Cuando la comencé a limpiar en el dormitorio su rostros e ensombreció.
__ ¿Estarías dispuesto a terminar una vida por mí?
    Busqué mis lentes de contacto en la mesa de luz, no quería hablar más de nada pero las manos me temblaban y Tomiko vestida solo con ropa interior me miraba y yo comenzaba a sentir que podría hacer cualquier cosa por ella.
__Esta pistola tiene una opción aturdidora, no es necesario matar.
__Los chalecos de los policías repelen esos rayos, para detenerlos deberás usar la máxima intensidad, solo tienes una opción y cuando mates solo a uno bien sabes lo que pasará luego.
    Encontré la caja de lentes orgánicos, me saqué los convencionales y comencé a ponérmelos en mis ojos, no necesité liquido porque los tenía lagrimeando desde hacía rato.
__Estoy diferente desde que vivimos juntos, mi mente y mi cuerpo han cambiado y eso te lo debo a vos.
    Ella bajó la cabeza y caminó silenciosamente hasta llegar a mi lado, apartó el arma y se sentó en la cama, apoyó su cabeza sobre mi hombro, sentí el perfume de jazmín en su cabello negro como la noche.
__Hay algo importante que no te he dicho.__ Me dijo con una voz casi imperceptible.

Continuará y gracias por sus comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s