Ted

Ted
Por: Darío Valle Risoto

En realidad pensaba que esta película iba a ser una porquería porque ya me tienen un tanto harto todas las pruebas que se han hecho con seres más o menos fantásticos gracias a los adelantos en tecnología de generación de imágenes, es que a veces Hollywood sacrifica guiones interesantes para privilegiar los efectismos. Este no es el caso.

Igual la idea de un oso de peluche que cobra vida y acompaña la existencia del niño que deseo esto terminando adulto y cargando con un muñeco vivo, falopero y bastante degenerado es más que original y llevada al cine por Seth McFarlane es casi garantía de calidad.

Le sumo a esto Mark Wahlberg que es de mis actores preferidos y Mila Kunis que desde That’s 70 show demuestra lo buena que es actuando y lo buena que está la morocha. Todo dicho.

Ah pero por si fuera poco la película tiene montones de referencias a cosas frikies desde el ringtone con la música del auto fantástico, las referencias a la Guerra de las Galaxias y en definitiva un gran, merecido y súper homenaje a ese ícono del cine bizarro que es hoy día la película Flash Gordon con un actor que aparecerá para la alegría de muchos de nosotros luego de muchos años de desaparecer del cine… ¿les digo quien?

Y hasta las continuas broma algunas escatológicas caen bien, hasta la K.K. encontrada en el piso tras una fiesta o todo lo que conlleva el guión y dirección del creador de Padre de Familia con su visión mordaz sobre la cosa de ser usamericanos en estos tiempos con una gran dosis de auto crítica pero también con el gran sistema de defensa contra la alienación que significa reírnos de nosotros mismos. Muy recomendable.