Detachment: Una Película Intensa y realista

 
Detachment
Por: Darío Valle Risoto

Casi como un subgénero dentro de las comedias dramáticas las películas que abordan el tema de la educación desde la perspectiva de profesores y estudiantes del secundario no es nueva. Tal vez una de las primeras películas famosas fue: “Al maestro con cariño” con el gran actor Sydney Poitier pero también hubo una larga y meritoria lista de filmes que abordaron con gran realismo y elocuencia lo que sucede dentro y alrededor de las aulas principalmente de los Estados Unidos.

 
En este caso estamos frente a una gran película del realizador Tony Kaye conocido por su trabajo en American X, con el insuperable actor Adrien Brody que vuelve a papeles más para su personalidad luego de algunos traspies como una olvidable película de ciencia ficción donde genera un nuevo ser (No recuerdo el nombre) y la última porquería llamada Preadators.
 
Brody personifica a un profesor suplente que asiste a una secundaria de carácter gratuito donde se ve inmerso en un ámbito donde los profesores poco pueden y poco hacen frente a la creciente indiferencia de alumnos, padres y sistema en su totalidad. Encontraremos muy buenos papeles secundarios como la sicóloga encarnada por Lucy Liu o el profesor veterano con James Can demostrando una vez más que es un excelso intérprete.
 
En medio de la violencia generalizada hija directa de la citada indiferencia un profesor de literatura aquejado de problemas personales que se arrastran por medio de viejas imágenes de su niñez y un abuelo internado en un geriátrico también permite que  el  desarrollo lo involucre con un  prostituta y asista casi como espectador inesperado a la caída de sus alumnos dentro de un enorme abismo que solo lleva al suicidio por intermedio de diferentes medios siempre perturbadores.
 
Acaso he pensado que estos dramas que antes en el Uruguay nos parecían tan lejanos ya han hecho presencia en nuestros propios liceos y parece que no hay remedio para las nuevas generaciones de ignorantes irrespetuosos y violentos sobretodo hacia si mismos que los centros de estudio tragan, mastican y escupen con ninguna esperanza.
 
El sistema capitalista está cosechando los frutos de varias décadas de un lavado de cerebro sobre la juventud que ha terminado en crear a los propios asesinos de si mismo, probablemente sea ya demasiado tarde para repararlo: Detachment se trata de eso.
La recomiendo porque es de lo mejor que he visto últimamente y porque es necesaria si nos interesan las personas.
 
 La prostituta
 
Un secreto familiar

El Artista: Una gran película

The Artist
Por: Darío Valle Risoto

Siempre que una película viene precedida de tal cantidad de premiaciones a mi la verdad me da un poco de resquemor porque la mayoría de las veces Hollywood premia por razones que poco tienen que ver con tal o cual obra y más bien se trata de dar galardones que se debían de antes o de actores o directores largamente postergados más no menos merecedores de estos.
También debemos tomar en cuenta que el cine es una industria y como tal trata de ganar dinero por lo que la mayor taquilla es su prioridad y muchas veces esto se sobrepone a los valores artísticos que de todas formas son más o menos subjetivos.
Y cuando me enteré que estaba nominada esta película muda en blanco y negro y que se trata de un homenaje al viejo cine me quedé algo intrigado porque estos tres aspectos de los primeros años del séptimo arte siempre me subyugaron. Aún así le vi hace solo tres días y la verdad que es una película que ha superado mis más grandes expectativas y por lo tanto es una de las pocas veces en que coincido absolutamente con sus premios, con todos y cada uno.
La historia es absolutamente lineal y predecible y desde luego que de eso se trata sin embargo su principal riqueza es que siendo así las actuaciones, la excelente ambientación y una música soberbia la hacen una gran obra maestra del cine de las que hace bastante tiempo no abundan. Y en oposición a lo que sostuve antes sobre la industria del cine creo que no es un producto comercial, al menos del tipo al que estamos acostumbrados y siendo una enorme película aún así y todo no se si las nuevas generaciones la podrán disfrutar y recorrer con los ojos asombrados como nosotros los que tenemos más de cuarenta pirulos.
Excelente historia sobre el pasaje del cine mudo al sonoro, un actor que cae de las más grandes alturas y una nueva promesa del cine que es su fan y ocupa el nuevo sitial en el cine donde las voces se hacen oír. Un perro, un chofer y un director completan una historia que nadie debería dejar de disfrutar.
 Una impecable recreación de época