Ese país utópico de los Uruguayos

Ese Paisito de mentira de los Uruguayos
Por: Darío Valle Risoto

Hace mucho tiempo me llama poderosamente la atención esa nostalgia que sienten los uruguayos por este país cuando viven en el exterior o simplemente se van de viaje por un tiempo. Es curioso porque esta tierra no se caracteriza por un fuerte sentido de lo nacional aunque en los últimos tiempos, mundial de futbol mediante, hay una preocupante (Para mí) exacerbación de un sentido nacionalista.

Por otro lado nunca creí en ese país artificial de gente amigable y solidaria que hemos fabricado en nuestras cabecitas a fuerza de repetir continuamente consignas como aquella de que somos amigos de nuestros vecinos y entablamos fácilmente conversación con cualquiera a diferencia de lo que parece suceder en otras tierras.

Criado con una mente bastante globalizada gracias a una madre que trabajó como doméstica de extranjeros: usamericanos, Franceses, Ingleses, etc. Siempre imperó en mi una cultura global y un sentimiento de encontrarme como un extraño en tierras extrañas entre mis “compatriotas” Me refiero a que nunca sentí que los uruguayos tuvieran mejores condiciones de amigabilidad que los extranjeros ni que este “Paisito” fuera realmente excepcional, pero confieso que poco e viajado y solo me sostengo en conversaciones con personas que han vivido o estado en el exterior muchos años.

Por lo tanto estoy absolutamente convencido que la nostalgia de vivir en el exterior les ha hecho fabricar a los uruguayos una tierra utópica muy diferente de esto que me toca vivir a diario y que nada tiene de paraíso o tierra prometida, tampoco pretendo desmerecer alguna virtud que será más o menos la misma que en otros puntos del planeta.

Acaso el primer escollo para integrarse a nuevas sociedades y culturas sea esa fuerte impronta de ser un estandarte viviente de aquellas costumbres que hacen al acerbo cultural y folclórico de esta parte del mundo y entonces lo mismo que los uruguayos añoran por no tener, evita que se inserten definitivamente en otros países.
Mostrar con orgullo nuestros cultores de la música, el deporte u otras áreas no nos hace nada especiales y solo tendremos el mérito de algunas características particulares como cualquier país del planeta, todas las naciones tienen sus matices y colores y no hay una sola en este mundo que no tenga algo que compartir con el resto. Poco importa si algo nació aquí o en Katmandú si nos gusta solo eso lo hace válido.

Creo que hay una certera posibilidad de conseguir buenos amigos o gente despreciable en todos los rincones del planeta y que es bastante simplista ese deseo absurdo de que a fuerza de repetir constantemente factores nacionalizantes que realmente no existen, nos forcemos a fabricar una identidad que realmente es innecesaria.

Los uruguayos en el extranjero en su mayoría viven arrastrando nostalgias de cosas que en este país si alguna vez estuvieron vigentes ya no existen o se idealizan factores absolutamente artificiales. Montevideo se cae de mugre, la gente es cada vez más ordinaria y maleducada, tenemos un gobierno de izquierda que miente como cualquiera de derecha, continuamos reivindicando un mundial de futbol de hace sesenta años como si fuera algo extraordinario, nos queremos hacer creer que podemos salir a caminar seguros por la calle mientras la mendicidad, la delincuencia y el desempleo siguen agravándose y podría seguirles mencionando un montón de factores que son tan reales en mi deambular diario por este país como los de cualquier hijo del tercer mundo.

No me parece que un boludo que toma mate todo el tiempo, escucha murgas, cumbias y candombe y que además cada día procura ser un ignorante merezca mi especial cariño, ese para mí es el prototipo que pretenden vendernos del uruguayo pero por suerte no todos somos así.

Por lo tanto cuando un uruguayo en el exterior me quiere hacer creer a mí que vivo acá, que este es un país maravilloso… realmente, me dan ganas de reírme o a veces, de llorar.

 

Anuncios

5 thoughts on “Ese país utópico de los Uruguayos

  1. No sé, a mí me gusta ese “Paicito” donde cada vez que fui, me sentí respetada como turista (no hablo de Punta del Este,invadida por prepotentes argentinos), no, hablo de Colonia, Piriápolis, Montevideo (no conozco más) y me gusta su gente, su paisaje, se respira aire cordial. Me gustan los uruguayos que viven en mi País. Todos tenemos, de un modo u otro, ese nacionalismo arraigado que reconece nuestras raíces y me parece bien, sin caer en fanatismos, después de todo, bastante nos marginan desde el primer mundo. Sí, voy por el nacionalismo y creo que si alguna vez tuviera que alejarme de Argentina, con sus políticos corruptos, las calles inundadas, el chorro que te mata por un celular y tantas otras miserias, de todos modos querría volver.

    Me gusta

  2. Myryam, gracias como siempre por tus aportes, creo que esa es una diferencia de los Argentinos con nosotros que yo creo sustancial, mientras ustedes saben y reconocen el país que tienen con sus claros y oscuros, los Uruguayos barren la basura debajo de la alfombra y aún más que nunca desde que tienen el gobierno “progresista” y veo que tuviste suerte de conocer buena gente de este lado que la hay como en cualquier otra parte del mundo ni más ni menos.

    Me gusta

  3. La verdad yo ya me siento “extranjera” en mi propio país o al menos algo así, ya que no he tenido la oportunidad de vivir en otro lado. Todas las costumbres y las cosas que se enorgullecen de nombrar uruguayas (mate, murga, futbol) ninguna me gusta, me desagradan. A veces me da hasta verguenza la falta de creatividad por estos lados. Lo más triste es que es como decís nadie quiere ver como están las cosas, se comen cualquier estupidez que les dicen por t.v mientras el país está cada vez más hundido en miseria. Sé que hay gente que no es como el resto, ojala fueran más.

    Me gusta

  4. Darheartgirl, justamente hoy alguien me dijo una frase por demás estúpida como: “HA…vos querés que a todos les gusten las mismas cosas que a vos sino son tarados”.
    Evidentemente hay gente que aunque perteneciendo a la mayoría se cree marginada porque habemos algunos que tenemos nuestras propias elecciones sobre lo que nos gusta o no, eso se llama : Pensamiento independientemente.

    Un abrazo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s